Institucional Colombia - Tendencias food service, gastromarketing, recetas, técnicas culinarias > Tendencias > Co-Creación; un paso más para el diseño de innovadoras propuestas

Co-Creación; un paso más para el diseño de innovadoras propuestas

Por Emely Acosta Caro – Comunicación Digital Levapan.

La co-creación es la nueva tendencia empresarial mediante la cual las organizaciones vinculan a sus clientes en el diseño de nuevos productos. La metodología establece que el cliente es el primer conocedor de las necesidades y, por ende, es quien conoce las características que más lo satisfacen de un producto, y de ahí la importancia de sus opiniones para la configuración de sus especificaciones.

Pero la co-creación no solamente es utilizada para el diseño de nuevos productos, sino que también es útil en la construcción de campañas publicitarias, intervenciones sociales, estrategias de mercadeo, entre otros. Toda la utilidad del proceso de co-creación está en la disposición que tengan las organizaciones, para recibir con los brazos abiertos las críticas de los grupos externos que participen en ella.

Su concepto no debe confundirse con el de Crowdsourcing, el cual es una tercerización de las actividades profesionales que se realizan dentro de un proyecto para lograr un fin. A diferencia del Crowdsourcing, la co-creación es más creativa y en ella participan tanto las marcas como los usuarios, buscando generar ideas innovadoras que beneficien a ambos grupos de interesados.

La co-creación parte de la definición de una meta clara, es decir, un resultado específico que se debe generar como producto de su desarrollo. Los participantes deben entender en donde radica la relevancia de sus aportes, identificando el impacto que tienen sus ideas sobre los resultados finales.

¿Quienes pueden intervenir en la co-creación?

En los procesos de co-creación pueden intervenir otras áreas o personas interesadas en este proceso, distintos a los clientes, como lo son los siguientes:

Proveedores, por el valor que tienen de su conocimiento de la competencia. Accionistas, dado su gran interés en el retorno de la inversión del proceso de co-creación.

Empleados, son igual de importantes que los clientes, ya que conocen los procesos de construcción de los productos.

Otros interesados, en esta categoría entran aquellos grupos que pueden contribuir con ideas y que conocen a la empresa con antelación.

Esta técnica ha demostrado ser más eficaz que metodologías tradicionales como el benchmarking. Copiar las estrategias de la competencia ha sido la manera en que muchas empresas han captado ideas para implementar en sus productos. Sin embargo, hoy día, no se puede garantizar que las ideas de la competencia conduzcan al éxito, porque no se tiene certeza de si estas están generadas sobre las expectativas del cliente.

Maneras de implementar la co-creación

  • Desing thinking: existen distintas formas de cristalizar este proceso, una metodología moderna que se ajusta fácilmente a la co-creación es el desing thinking, el cual tiene que ver con herramientas que sirven para generar un tipo de pensamiento enfocado en el diseño para dar solución a un problema. Pero también se pueden aplicar otras estrategias más sencillas como la lluvia de ideas, en donde cada participante propone lo que considera son los principales elementos que se deben mejorar en un producto.
  • Rede sociales: muchas organizaciones han encontrado distintas maneras de llevar a cabo la co-creación. Una forma que se ha popularizado es el uso de redes sociales para obtener retroalimentación de los productos, dar solución a problemas e innovar con nuevas líneas de mercado. Bajo esta técnica, los usuarios exponen los principales problemas a los que se ven enfrentados al usar un producto, las soluciones que aplican para superar esas complicaciones y dan ideas de características que pueden facilitar su uso.

Como tal, no hay una única forma de implementar la co-creación en una organización, porque cada empresa puede generar una estrategia distinta o vincular a actores diferentes para llevarla a cabo, utilizando otras técnicas que le sean afines. Lo seguro es que un proceso de co-creación             en el que no intervengan los clientes no conseguirá sus objetivos de forma exitosa.

“La innovación constante es la única forma de mantenerse competitivo porque ninguna ventaja es sostenible en el largo plazo” – Jorge González Moore.

Related posts